ARDIÓ NOTRE DAME

En el día después del incendio, las autoridades evalúan los daños y las secuelas

Las autoridades confirmaron que las llamas están controladas, pero hay incertidumbre por las consecuencias que dejen en la estructura
martes, 16 de abril de 2019 · 06:51

La Catedral de Notre Dame amaneció este martes en medio de incertidumbre sobre las secuelas que dejará el incendio que consumió el histórico edificio de París. 

En el inicio del día después de la tragedia, las autoridades francesas confirmaron que el fuego está controlado pero abrieron un interrogante sobre el estado en que quedará la estructura de la construcción, que data de 1163. Mientras tanto, una junta de expertos evaluaba cómo continuar con los trabajos en el edificio.

Dos tercios de la techumbre de la catedral de París se quemaron con el incendio, explicó el ministro francés de Cultura, Franck Riester. "La situación todavía es precaria. Hacen falta todavía unas horas para conocer los daños en la estructura", señaló Riester en una entrevista a la emisora de radio "France Inter".

El ministro contó que el incendio "a priori no es criminal, y parece que partió del lugar donde están los andamios" que se habían levantado para restaurar la flecha que, por su parte, se hundió el lunes por la tarde.

Riester hizo un recuento rápido de algunos de los principales elementos de la catedral y señaló que el crucero y el transepto norte se han hundido, pero también que "el tesoro de Notre Dame de París se ha salvado gracias al trabajo excepcional de los bomberos" y se encuentra a resguardo en el Ayuntamiento.

Dentro de ese tesoro, la pieza más conocida es la túnica de lino del rey San Luis, del siglo XIII.

El principal rosetón en la cara norte "se ha podido preservar", según el titular de Cultura, pero se mostró más cauto sobre los otros dos, en espera de que se pueda verificar su estado.

Reconoció que los vitrales han sufrido daños y no quiso adelantar su opinión sobre la situación de los grandes cuadros, que por su dimensión no pudieron ser evacuados.

Han quedado en pie las dos torres y la fachada íntegramente y, según los primeros elementos, el principal órgano -había tres- se ha salvado aunque habrá que restaurarlo.

Riester insistió en que el Estado asumirá su responsabilidad en la reconstrucción que ya desde el lunes por la noche anunció el presidente francés, Emmanuel Macron, y en paralelo confirmó que se va a poner en marcha "una gran suscripción nacional" para que los particulares puedan aportar fondos.

Por su parte, el viceministro del Interior también expresó sus inquietudes sobre las secuelas del fuego.

"Se ha descartado el peligro de las llamas, el tema es saber cómo va a resistir la estructura al gravísimo incendio", se lamentó Laurent Nuñez.

"Un incendio de esta envergadura tiene un impacto en las estructuras, hay que asegurarse de que siguen estables para permitir a nuestros hombres entrar de nuevo en su interior", agregó el funcionario, preocupado por la fuerza que la acumulación de agua y la madera carbonizada ejercen sobre la bóveda.

Un grupo de arquitectos y otros expertos se reunió este martes por la mañana con la finalidad de evaluar la viabilidad de proseguir con los trabajos en el interior de la Catedral de Notre Dame.

Con información de EFE y AFP

Comentarios

Otras Noticias